Gremiales

EMPLEADOS MUNICIPALES SE MOVILIZARON EN RIO PRIMERO

Después de varios días de asambleas y de esperar ser recibidos por la intendente Cristina Cravero para exponer sus necesidades y tratar de llegar a un acuerdo, los trabajadores deben endurecer su postura a través de una movilización frente a la sede municipal ante la falta de respuestas.

Los trabajadores reclaman el incumplimiento del acta firmada por el Ejecutivo, solicitan un bono de fin de año y un aumento salarial debido al alto índice inflacionario que se dio en el país.

El Municipio dice desconocer los motivos que impulsan la movilización y salieron a contratar a más personal para que los servicios no se vean afectados.

Pamela Gutiérrez, delegada sindical, contó acerca de la asociación gremial local: «Comenzamos hace cinco años ya, a causa de que no dejaban desayunar a los compañeros del corralón cuando más frío hacía (-7°), además de los malos tratos generalizados. Venimos luchando año tras año, mes a mes. Nuestros sueldos (el medio) no alcanzan ni el 60% de la canasta básica que hoy ronda en unos 154 mil pesos… Todos tenemos familias y para poder mantenernos a flote más de uno tenemos dos trabajos».

Y agregó: «No es contra una gestión u otra, ni contra un color político u otro, es a favor de los derechos, de nuestra seguridad, para poder dar lo que necesita nuestra familia, le ponemos nuestra mejor predisposición a todo pero es una burla aceptar, en muchas ocasiones, bajas propuestas con el fin de que es «algo» para nosotros sin descuidar el apoyo al municipio (ojo, municipio, la localidad…. no a un ejecutivo) para descubrir que de la partida sueldo sacan millones (decretos 106/2021, 112/2021 y 02/2022) para pagar entre otras cosas propaganda y publicidad (si… sacan un posible aumento para pagar la fotito)», denunció.

Agradezco a los que nos apoyan y pido paciencia a los que aún no entienden nuestra lucha…», cerró la delegada.

TRABAJADORES DE SALUD RECHAZARON AUMENTO Y VOLVIERON A MARCHAR

Sigue el conflicto. Refutaron el aumento por decreto del Gobierno provincial y aseguran que continuarán las medidas de fuerza.

La movilización que partió desde el Hospital «J. B. Iturraspe» tuvo su punto final en el Centro Cívico, pasando por la municipalidad y la Casa de Córdoba. 

Los empleados transitaron por las calles en rechazo al aumento comunicado por decreto por parte la Provincia. Además aseguraron que continuarán con las medidas de fuerza, sólo atiendo urgencias en las guardias de los centros de salud.

ATILRA SUSPENDIÓ EL PARO POR LA SITUACIÓN DE SANCOR

El gremio lechero suspendió el paro que había anunciado de tres días en SanCor y de dos días en el resto de las empresas lácteas del país. La intervención del Ministro de Economía, Sergio Massa abrió un compás de espera por lo que la actividad en las fábricas será normal.

«Por tal motivo, aguardaremos el resultado de las gestiones del Señor Ministro para definir el temperamento a seguir con las medidas de acción sindical programadas» Comunicado Atilra 28 de noviembre 2022

ATILRA PARALIZARÁ LA INDUSTRIA LÁCTEA DEL PAÍS

Es por el conflicto irresuelto en SanCor. El gremio lechero anunció un paro de tres días, 29-30 y 1º, en SanCor y de dos 30 y 1º en el resto de las empresas lácteas del país

En el comunicado se expresa claramente el paro por 72 horas y la solicitud de atención a cada empleado lechero del país por posible movilizaciones

TRABAJADORES LECHEROS: SE ACTUALIZÓ LA PARITARIA DE ATILRA Y HASTA MARZO AUMENTARÁ 70 %

Se acordó con las industrias, con un extra no remunerativo de 13.200 para los trabajadores, mientras que el gremio se quedará con un bono de 41 mil pesos por trabajador

Este año las negociaciones paritarias del gremio lechero se dieron en un marco de calma, como para no complicar el contexto político vigente, marcado por un tironeo entre las partes mismas de la coalición de Gobierno.

El Centro de la Industria Lechera y la Asociación de Trabajadores de la Industria Lechera de la República Argentina acordaron partir de un básico conformado para el mes de marzo de 110.117,75 pesos, sobre el que se aplica el 70 por ciento del incremento acordado, con incremento del seis por ciento para abril. A partir del salario de mayo el aumento conseguido es del 19 por ciento, con lo cual se abonarán dos cuotas no remunerativas de 6.600 pesos en meses consecutivos, que son los que componen el bono para los trabajadores que totaliza 13.200 pesos.

Para el mes de julio la suba ya llegará al 30 por ciento, con un conformado de 143.023,08 pesos. Al mes de septiembre se añade un diez por ciento más de aumento, llegando a 154.024,85 pesos. Diez por ciento más para diciembre, sumando 165.023,66; siete por ciento más en enero ($172.727,87), seis puntos más en febrero ($179.328,93) y así finalmente se arriba en marzo al total de aumento del 70 por ciento, con un básico conformado de 187.030,18 pesos.

Con conversaciones que llevaron semanas, el inicio de esta semana tuvo como conclusión un aumento salarial para 2022 del 60 por ciento (que incluyen el seis por ciento de adelanto que se había acordado el año anterior), con un adelanto de diez puntos porcentuales más, mirando hacia 2023.

En tanto, las pymes dan su pelea y lograron una vez más diferenciarse, aunque en las comunicaciones de Atilra no se haga la salvedad del tema, pagando esos 41 mil pesos, pero en un plazo más extendido y adecuado a la realidad de las pymes.

Un año sin paros, sin bloqueos de empresas para negociar por el salario de los trabajadores, pero también uno más de beneficios extraordinarios para el propio gremio.

GOBIERNO NACIONAL SE REUNIÓ CON ATILRA POR LA CRISIS DE SANCOR

El Gobierno buscó este lunes «acercar posiciones» para avanzar en un rescate de la cooperativa Sancor, que tiene deudas millonarias, ​en una reunión en la Casa Rosada del jefe de Gabinete, Juan Manzur, con el ministro de Agricultura, Ganadería y Pesca, Julián Domínguez; y el secretario general de la Asociación de Trabajadores de la Industria Lechera de la República Argentina (Atilra), Héctor Ponce.

«Hablamos sobre el rescate Sancor. Hace mucho tiempo que estamos viviendo este estado de situación y confiamos en la ayuda del Estado para rescatar una empresa que se ha constituido por mérito propio en referente de la lechería y de la actividad a nivel nacional. Estamos trabajando en ese sentido», explicó Ponce a los periodistas acreditados en la Casa Rosada.

Fuentes oficiales, en tanto, indicaron a Télam que la reunión convocada por Manzur tuvo el fin de «acercar posiciones» para encontrar una salida a la situación de Sancor, que tiene un importante pasivo, y plantas en Santa Fe y Córdoba.

Ponce explicó que Sancor «tiene aproximadamente 1500 trabajadores en forma directa y trabajo en forma indirecta en función de que hay distintas actividades que tienen que ver con la fabricación de productos lácteos».

«Hoy por hoy la situación tiene que ver con que nosotros entendemos que hay que salvar a la empresa y básicamente los puestos de trabajo. Este es el tema fundamental por el cual nosotros venimos», explicó acerca de la situación crítica de la cooperativa, que ya motivó el año pasado varias reuniones con funcionarios del Gobierno nacional.

Al respecto, ante una consulta de Télam, Ponce contó que fueron recibidos este lunes por Manzur y el ministro Domínguez y tienen «el compromiso de parte del Estado argentino de colaborar a los efectos de que la empresa continúe y los puestos de trabajo sigan preservándose».

«No gestionamos pero nos vemos en la obligación de recurrir a todas aquellas cuestiones que nos permitan de alguna forma tratar de encontrar alguna alternativa de solución y eso es lo que estamos buscando», insistió.

En tanto, el secretario general de Atilra, ante otra consulta sobre los controles de precios por parte de la Secretaría de Comercio Interior, evaluó que eso «no solo se ejerce sobre el precio final del producto terminado, sino en lo que queda de la cadena».

Sobre este punto, dio el ejemplo de lo que «ocurre en Europa», donde según dijo «se controla absolutamente todo, desde el inicio hasta la finalización del producto».

«No es un control de precios sino es simplemente que actividad pueda estar no controlada pero sí para todos estén en sintonía con lo que debe ser el control, para que en definitiva quien va a pagar tenga que pagar realmente lo que corresponde», agregó Ponce.

Fuente: TELAM

ATILRA PIDIÓ LA INTERVENCIÓN DEL GOBIERNO POR SANCOR

El sindicato advierte que la empresa con casa matriz en Sunchales puede desaparecer y cuestiona a la actual conducción. Además reveló que hay negociaciones con interesados en adquirir la ex cooperativa

La Asociación de Trabajadores de la Industria Lechera de la República Argentina (ATILRA) pidió ayer la intervención del gobierno nacional en la cooperativa láctea SanCor que tiene su casa central en la ciudad de Sunchales. A través de un comunicado, el gremio que lidera Héctor Ponce alertó que la ex cooperativa que se encuentra en crisis desde hace años puede desaparecer, lo que se traducirá en la pérdida de cientos de puestos de trabajo. Además, destaca que hay grupos de inversores interesados en adquirir la firma láctea.

La Carta del Consejo Directivo Nacional dirigida al presidente, Alberto Fernández con copia a la vicepresidente Cristina Kirchner y a los ministros de Producción, Matías Kulfas, de Economía, Martín Guzmán y de Agricultura, Luis Basterra, señala en su primer tramo que «la empresa SanCor C.U.L. atraviesa una larga y profunda crisis que pone en riesgo su misma subsistencia como fuente de producción y trabajo».

Se trata de una «entidad pionera del cooperativismo en el interior del país que tiene una importancia social, histórica y política que excede el marco de la industria láctea y el plano estrictamente laboral, afectando un amplio espectro que involucra la actividad de una vasta región de sus zonas de influencia».

«Su eventual desaparición conllevaría consecuencias de enormes efectos negativos, cuya magnitud no puede ni debe ser ajena a la responsabilidad que le cabe asumir no solo a los directivos de la empresa, sino también a la industria láctea en general, y -afectando el tejido social de toda una región- a nuestro Gobierno Nacional que, vale aclarar, ha dado muestras de predisposición inicial para avanzar sobre el tema, y por ello entendemos también que su intervención no debe quedar a mitad de camino», sostiene el comunicado de Atilra.

El sindicato consideró que a pesar de la crisis profunda, «el prestigio de la marca SanCor se mantiene, continúa y afirma, basada en la noble calidad de los productos elaborados por sus trabajadores y trabajadoras, productos que siguen siendo requeridos por los consumidores a través de una demanda permanente, a tal punto que, por falta de insumos, la empresa no puede cumplir con los pedidos provenientes tanto del interior como del exterior del país».

Atilra remarca que existen «inversores interesados que mantienen reuniones con las autoridades de la Cooperativa, a fin de arribar a un posible acuerdo que hasta ahora no han logrado».

«En resguardo y protección de la fuente de trabajo y el equilibrio socio económico de su amplia zona de influencia, resulta sin dudas necesaria la intervención virtuosa del Estado que propicie un mayor acercamiento, facilitando las herramientas e instrumentos necesarios para su concreción» planteó el sindicato lácteo.

En ese sentido, destacó que «juegan a favor de la reactivación los poderosos factores como el prestigio de la marca, la nobleza y calidad de los productos, la capacidad y experiencia del plantel que interviene en su elaboración, la demanda permanente, el interés de grupos inversores y la existencia y posibilidad de incorporar materia prima».

«Ante la ausencia y silencio de las autoridades de la empresa frente a sus dependientes a quienes no les dan ningún tipo de explicación, hemos brindado orientación, apoyo y contención permanente a nuestras/os afiliadas/os, paliando y acompañando las situaciones de angustia y depresión que viven, evitando y sofocando conatos de agresión y violencia social; y brindado también cobertura asistencial de salud a sus familias, pese a que la empresa no deposita a favor de la obra social los montos correspondientes a aportes y contribuciones para tal fin», planteó el gremio.

«Llegados a este punto, destacamos que hasta el momento solo las y los trabajadores, la entidad sindical y la obra social han puesto todo de sí bregando por la continuidad de la empresa, sin que se advierta una equitativa reciprocidad de esfuerzo de parte de los demás actores sociales», subrayó.

Finalmente, Atilra solicitó «la intervención de las autoridades nacionales para resolver el tema de fondo y reactivar la empresa cooperativa antes que sea demasiado tarde».

Fuente: El Tiempo de Morteros

POR CRISIS DE SANCOR, ATILRA ANALIZA ACCIONES EN DEFENSA DE LA «FUENTE DE TRABAJO»

Ante la crisis que atraviesa SanCor Cooperativas Unidas Limitada, que tiene su sede central en Sunchales, el gremio de Atilra adelantó que implementará un plan de lucha a nivel nacional para que «quienes deban aplicar las soluciones de fondo, lo hagan».

El Consejo Directivo Nacional, el Plenario de Secretarios Generales, el Plenario de Rama y las y los Delegados de base de Atilra de todo el país, que se reunió este jueves, expresaron que «la empresa SanCor Coop. Unidas Ltda., manifestando apoyo del Gobierno nacional, había asumido el compromiso de concretar soluciones de fondo que reestablezcan la producción y el cumplimiento de sus obligaciones laborales para con las y los trabajadores».

«Pese al enorme esfuerzo desplegado a lo largo del tiempo por parte de los propios compañeros y compañeras y también por nuestra Asociación Sindical en el sentido de seguir asistiendo sanitariamente a las y los trabajadores y sus respectivos grupos familiares, el compromiso asumido por la empresa en la práctica no se concretó», subrayó el gremio lechero en un comunicado.

En este contexto, alertó que «por la gran importancia social, histórica y política de la empresa en el concierto de la industria lechera argentina y por su innegable y virtuoso impacto hacia el interior del país, su eventual desaparición implicará consecuencias negativas cuya magnitud no puede ni debe ser ajena a la responsabilidad que le cabe asumir no solo a los directivos de la empresa, sino también a las cámaras empresarias del sector como a nuestro Gobierno nacional».

Ante esta agonía de SanCor, el gremio anticipó que «al amparo del art. 14 bis de nuestra Constitución Nacional, la Ley de Contrato de Trabajo y la Ley de Asociaciones Sindicales, marcharemos en defensa de la fuente de trabajo y la subsistencia del vasto tejido social en riesgo que de ella depende, instrumentando desde nuestro sector acciones sindicales que abarquen la totalidad del universo lácteo argentino, hasta que quienes deban aplicar las soluciones de fondo, lo hagan».

El documento expone una posición crítica a las actuales autoridades de la láctea sunchalense que dejó de ser cooperativa en 2018, cuando para superar la crisis aprobó una reforma del estatuto y la venta de numerosos activos.

«En anteriores oportunidades, sin comprender la profundidad de la dramática situación, las autoridades mencionadas precedentemente nos solicitaron la postergación de nuestras acciones con promesas de reactivación que jamás cumplieron, debiendo siempre y únicamente la entidad sindical, su sistema de salud y los trabajadores, soportar todo el peso de la larga crisis.

Es por ello que los hacemos directa y exclusivamente responsables de los efectos que las medidas puedan causar», concluye el comunicado de Atilra.

Fuente: El Tiempo de Morteros

ATILRA EVALÚA PLAN DE LUCHA QUE AFECTARÁ TODA LA INDUSTRIA POR SITUACIÓN EN SANCOR

En un segundo comunicado sobre la situación de la cooperativa láctea, la Asociación de Trabajadores de la Industria Lechera de la República Argentina advierte que se encuentra coordinando las medidas de acción sindical que habrán de abarcar a toda la industria láctea. Y si bien existen algunas alternativas para solucionar la crisis, depende de la aprobación o rechazo de las actuales autoridades de la empresa.

El comunicado de la entidad gremial expresa la preocupación por el resultado del «plan de salvación»; en un comunicado el Concejo Directivo Nacional, emitió un comunicado donde sostien que «Agotado, y sin resultados, el tiempo solicitado por los directivos de SanCor a sus trabajadoras y trabajadores para desarrollar el auto denominado PLAN DE SANEAMIENTO DE DEUDAS Y RECUPERACIÓN PRODUCTIVA, la conducción nacional de ATILRA se encuentra coordinando las medidas de acción sindical que, por la magnitud del problema, habrán de abarcar a toda la industria láctea».

«Sin perjuicio de ello, y en la búsqueda de una solución de fondo, ATILRA continúa manteniendo contacto fluido con las autoridades gubernamentales nacionales al más alto nivel, quienes han dado muestras de comprensión, receptividad y predisposición, para evaluar alternativas que puedan salvaguardar la fuente de trabajo, con el apoyo de las y los trabajadores, la entidad sindical y las comunidades de la vasta zona de influencia de la empresa», continua el documento.

Sobre las acciones definieron que «las estas alternativas dependerán de la aprobación o rechazo de las actuales autoridades de la empresa, dentro del escaso margen de maniobra que brinda el fracaso del plan de saneamiento y recuperación, y las deudas acumuladas».

En el punto final señalan el estado actual en que se encuentra la entidad, «sin abandonar el diálogo con todos los actores sociales de la problemática, y por mandato de las bases, ATILRA se apresta a desarrollar el plan de lucha progresivo por la fuente laboral.»

VUELVE A LA ACTIVIDAD LA PLANTA SANCOR BALNEARIA LUEGO DE ACUERDO CON LOS TRABAJADORES

La cooperativa con base en Sunchales y los trabajadores llegaron a un acuerdo en el Ministerio de Trabajo de Córdoba, a más de una semana de la paralización de la planta.

Para la resolución del conflicto no tuvo que llamarse a la conciliación obligatoria, de este modo se retomaron las actividades, sin restricciones en la colaboración, sobre la base de la igualdad en los pagos que tiene el resto de la planta laboral de SanCor, sin privilegio alguno.

Conflicto y reclamo.

Tras una asamblea entre los trabajadores de la planta, en la cual se producen quesos de pasta dura y semidura, reunidos junto a dirigentes gremiales de Atilra y pares de la localidad de Devoto, intentaron reclamar una regularización en el pago de salarios.

Los pagos son en cuotas, aceptados por el gremio para mantener los puestos hasta este momento y se busca mejorar condiciones con un acuerdo para abonar diferenciales.

El convenio colectivo de trabajo contabiliza los días perdidos como “jornadas libres” en forma de pago. De esta manera la cooperativa deriva materia prima a otras plantas y así evita el riesgo de perder leche cruda o aquella que se encuentra en el inicio del procesamiento.

Los empleados habían comenzado a manifestar en la última audiencia pública con la intención de revertir la medida de fuerza para que los sueldos no sufran un impacto en las liquidaciones.

Fuente: Universal Medios